Buceo en el condesito

Hoy os traemos algo de historia de una de nuestras inmersiones. En concreto de uno de nuestros pecios, aquí os contamos un poco de su historia.La leyendas urbanas nos contaban que este emblemático barco se hundió en las costas de Punta Rasca una Nochevieja, en la que la tripulación estaba celebrando el Año Nuevo y no se dieron cuenta que navegaban en rumbo de colisión contra la costa. Aunque es una historia curiosa y podría haberse dado el caso, nada más lejos de la realidad, tras navegar por internet y con la colaboración de alguno de nuestros amigos descubrimos la verdadera historia de este barco. Así que pasamos a relataros la historia real del“Condesito”.
En los Astilleros y Talleres del Noroeste (ASTANO), unos pequeños astilleros en la costa de Fene (A Coruña) durante la Segunda Guerra Mundial, se construyeron dos buques gemelos, que se llamaron “Rosita Iglesias Nº2” y “Marujin”.
Estos dos barcos fueron encargados por dos armadores con base en el puerto de Vigo, los contratos para su construcción se firmaron el 14 de mayo de 1942.
El inicio de estos buques que se construyeron simultáneamente comenzó el 10 de octubre 1943 con la protocolaria“puesta de quilla” (acto formal que da inicio a la construcción de una nave) casi dos años después el 22 de junio de 1945 primero el “marujin” y a continuación su gemelo, fueron echados a flote para terminar su construcción y comenzar con las pruebas de navegación.

El 11 de diciembre de 1945 salió a pruebas de mar el “Marujin” y el día 27 del mismo mes le tocó el turno al “Rosita Iglesias Nº2”. Una peculiaridad de estos dos barcos es que fueron los primeros que el astillero construyo con el casco íntegramente metálico. Contaban con dos bodegas independientes y varias plumas de elevación.
Con un casco de 43,85 mts de eslora total y un desplazamiento de 780 toneladas, una caldera de vapor alimentada con carbón, que producía una potencia de 350 caballos y le daban una velocidad de nueve nudos con buena mar. Estos dos buques (sin el equipo propulsor) costaron 2.200.000 de las antiguas pesetas.
En 1948 los dos barcos fueron comprados por “Naviera Condal”, empresa de los hermanos Condeminas, con sede en Barcelona quienes cambiaron los nombres a “Condesado” y “Condesito”. Así comenzaron una nueva etapa con matricula de la ciudad Condal en vez de la original de Ferrol, navegando principalmente en rutas nacionales ,en varias ocasiones estuvieron en los puertos de Las Palmas de Gran Canaria y Santa Cruz de Tenerife aunque también hicieron viajes frecuentes al sur de Francia e Italia. En julio de 1969 fue retirado y desguazado el buque “Condesado” . Su gemelo “Condesito” después de hacerle alguna mejora en la que colocaron un motor de fuel, fue vendido por dos millones de pesetas en febrero de 1970 a “Naviera La Palmense”.

Así es como el condesito llego a la isla a formar parte de una flota de 7 barcos, que en aquel entonces poseía el armador palmero

El 2 de marzo de 1970 atraco  por primera vez en el  puerto de Santa Cruz de La Palma,así comenzó su nueva andadura  entre Canarias, Barcelona y Levante. Realizo muchos viajes al Sahara español  y a Cabo Verde para cargar plátanos.

 Muy conocido en  Tenerife por traer  el primer cargamento  de leche en polvo de la marca “Lita”, muy popular a partir de entonces.

También hay que destacar de los viajes del Condesito que estuvo contratado por una compañía estadounidense en el 1971 como barco auxiliar de transporte, para llevar tubos, dinamita, víveres y agua desde las palmas de gran canaria a diferentes explotaciones en las áreas de Tarfaya y Agadir (Marruecos). 300 dólares diarios costaba el contratar el buque a esta empresa.
En la noche del 27 de septiembre de 1973, el buque Condesito navegaba desde Gran Canaria hacia el puerto de Los Cristianos, con un cargamento de sacos de cemento que había cargado el día anterior en el muelle de la fábrica deArguineguín, colisiono contra las rocas en la zona de Punta Rasca, cuando se encontraba a una milla de su destino. Salieron en su ayuda pescadores locales y servicios marítimos pero no se pudo hacer nada por el buque.
Al día siguiente y tras abandonar el buque por parte de la tripulación por el riesgo de que se partiera en dos, se dio por perdido, de hecho unas horas después se hundió bajo las aguas, donde reposa desde entonces.
Han pasado casi 47 años desde que el Condesito descansa en el fondo del mar, 47 años que han hecho mella en él, los temporales y la corrosión con el tiempo han dejado el barco casi destruido, aunque con el paso de los años, se ha convertido en refugio y hogar de multitud de especies marinas.

En un fondo que va desde los 10 mts la parte menos profunda hasta los 16 mts donde está situada la popa, convierte en esta inmersión apta para todos los buceadores por su facilidad incluso para los open water, eso ha hecho que sea una de las inmersiones más populares del sur de Tenerife.

Todavía podemos distinguir entre sus restos parte de la carga que llevaba el buque en el momento de hundimiento incluso se diferencia perfectamente la caldera y el motor.

Con el paso de las décadas, la vida marina se ha instalado en el pecio con lo cual no es difícil encontrarse grandes peces trompeta, muchísima cantidad de viejas y sargos incluso si tenemos suerte podremos ver caballitos de mar o peces rana. Aunque la estrella siempre suelen ser unos grandes Tamboriles espinosos que usan el barco de residencia habitual.

Un clásico en las inmersiones de Sa Caleta Tenerife que nunca defrauda.

Esperamos que os haya gustado este blog, como siempre, podéis dejar vuestros comentarios…

Fotografías: Borja Inza

Info: fuentes de internet

Texto: Dany Gonzalez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*